Air Patera

Me escribe Pablo, un paisano mío que vive desde hace unos años en Buenos Aires, para comentarme “el desastre de esta compañía aérea (Air Madrid)”, y decirme que le llamaba la atención no ver ninguna noticia en ningún diario de España, ni siquiera una mención en los informativos de TVE Internacional.
La verdad es que en televisión no sé, porque apenas tengo tiempo para ver nada, pero en prensa, Pablo, te aseguro que Air Madrid (algunos llaman ya a esta compañía “Air Patera”) el asunto está ya más que requetecomentado. Algunos ejemplos: en el diario El País sobre retrasos en vuelos a Buenos Aires, 20 Minutos sobre uno de los motines que protagonizaron los pasajeros en el aeropuerto de Barajas, en ABC sobre el aterrizaje forzoso en Cabo Verde de un avión por problemas técnicos, en fin… los ejemplos serían infinitos.
Como tú dices, Pablo, la compañía se lava las manos en cuanto a indemnizaciones, pues achaca siempre los problemas a asuntos técnicos, aunque finalmente no les ha quedado más remedio que reconocer que los problemas se deben exclusivamente a su incompetencia (no tienen aviones suficientes), y también es verdad que el Ministerio de Fomento, a través de Aviación Civil, ha abierto una investigación hacía Air Madrid por los retrasos reiterados desde este pasado verano.
En definitiva, que información en la prensa española sí que hay, pero de todas formas el consejo es claro: NO VOLAR NUNCA en este simulacro de compañía aérea, por mucho que las tarifas puedan parecer atractivas: no hay nada que pague quedarte tirado decenas de horas en cualquier aeropuerto.

2 Comments

  1. Gracias por la aclaración Martín,ya estaba convencido que hasta tenían la habilidad de esquivar los medios de prensa y tapar los graves defectosde la compañía,y estoy de acuerdo totalmente contigo,que te dején tirado en un aeropuerto no esta pagado con nada.

    Responder

  2. Salvo en cabrear a los clientes, no parecen muy habilidosos estos indivíduos, Pablo. Pena que a esta gente no suela pasarle nada por su negligencia (en el peor de los casos, cierran el chiringuito y se van con la música -y la pasta- a otra parte).

    Responder

Deja un comentario